Veinticuatro detenidos por difundir pornografía infantil

Dos de los arrestados son madre e hijo, siendo la madre la autora de los hechos y su hijo quien la ayudaba a compartir los contenidos.

Veinticuatro detenidos por difundir pornografía infantil
Se utilizaron las redes sociales para la difusión de las imágenes

Agentes de la Policía Nacional han detenido a 24 personas –e investigado a otras nueve- por compartir pornografía infantil a través de una conocida red social. Dos de los arrestados eran madre e hijo, siendo la madre la autora de los hechos y su hijo quien la ayudaba a compartir los contenidos, dados sus escasos conocimientos informáticos.

Según datos ofrecidos por la Policía Nacional, cuatro de los detenidos eran menores de edad en el momento de la detención y el más joven tenía 14 años. Los arrestos han tenido lugar en Alicante (1), Asturias (4), Barcelona (4), Badajoz (1), Cantabria (1), Castellón (1), Córdoba (1), Granada (1), Madrid (6), Málaga (1), Navarra (1), Salamanca (1) y Lleida (1).

Durante las pesquisas policiales se detuvo dos veces a uno de los investigados al detectarse, tras su primera detención, que había creado nuevos perfiles en la red social implicada para continuar difundiendo contenido de pornografía infantil.

Colaboración con la red social

La colaboración con la red social ha sido fundamental, según ha informado a Policía, dado que, mediante los cauces de cooperación existentes, se comunicó a la Unidad Central de Ciberdelincuencia la existencia de varias personas que estarían intercambiando pornografía infantil utilizando la misma.

Gracias a las gestiones realizadas fueron identificadas las personas que habían creado los perfiles con los que se habían compartido los archivos de contenido pedófilo. Además, se llevaron a cabo numerosos registros domiciliarios en los que los agentes localizaron una ingente cantidad de indicios, material informático y miles de archivos, vídeos y fotografías relativas a menores que estaban siendo víctimas de abusos sexuales.

Perfiles muy variados

En la ciudad de Alicante, se detuvo a un hombre de 28 años que tenía en su poder miles de archivos de contenido pedófilo clasificados según la conducta sexual que se veía en las imágenes. Además, creaba su propia pornografía infantil insertando en las imágenes las caras de familiares suyos, también menores de edad.

En Asturias se realizaron otras cuatro detenciones, destacando la de una mujer colombiana de 39 años que había intercambiado material pedófilo con ayuda de su hijo, de 19 años y también detenido, que le daba soporte informático, dados los escasos conocimientos que tenía la madre y teniendo conocimiento de las acciones ilícitas de su progenitora.

Otras cuatro personas fueron arrestadas en Barcelona, entre ellas un hombre de 47 años que, además de la red social, utilizaba una aplicación de mensajería instantánea para intercambiar material pedófilo con personas de su confianza.

Otra de las detenciones realizadas en Barcelona, fue la de un ciudadano mexicano de 61 años que se hacía pasar por una niña para que pedófilos de todo el mundo le remitieran imágenes relacionadas con pornografía infantil.

En Badajoz también se arrestó a un estudiante de 18 años que accedía a grupos cerrados de pedófilos, especialmente protegidos y con estrictas medidas de seguridad, para evitar que los agentes pudieran detectarle.

El arrestado en Castellón era un hombre de 45 años que tomaba numerosas medidas de seguridad. Hacía uso de un potente hardware para hackear conexiones wifi ajenas y, además, las utilizaba habitualmente para navegar por la red de manera anónima.

En Córdoba, fue arrestado un hombre que enviaba pornografía infantil a una mujer residente en un pueblo cercano sin que ella se lo solicitase y, a cambio, le pedía fotos de su hijo de ocho años desnudo. De manera similar actuaba el detenido en Granada, que remitió a una posible menor, residente en México, varios vídeos y una foto con contenido pedófilo para con la intención de que ella le remitiese fotos íntimas.

En el operativo, también fueron arrestadas otras seis personas en Madrid, entre las que destaca un hombre que almacenaba en la nube todo el contenido delictivo que poseía. Los agentes encontraron indicios de su distribución a través de una aplicación de mensajería instantánea, además de hacerlo a través de la red social.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here