Una lanza térmica, un millón de euros y un topo

Fue un crimen de película, con alguien de dentro que les dio información, pero cometieron un error: no se taparon las caras. Ahora, un año después hay cuatro detenidos.

Una lanza térmica, un millón de euros y un topo
Lamas Bolaño es una prestigiosa casa de subastas de Barcelona especializada obras de arte y artículos de joyería | Facebook Lamas Bolaño

Poco se ha hablado del espectacular golpe perpetrado por un grupo de expertos ladrones dentro del búnker de seguridad de la prestigiosa empresa Lamas Bolaño, empresa de renombre internacional especializada en las subastas de obras de arte y la venta de oro y joyería. El asalto se produjo la noche del 12 de octubre de 2020 cuando cuatro ladrones, expertos en desactivación de alarmas y en el uso de la lanza térmica para horadar cajas de caudales y cámaras acorazadas, se colaron en la sede de la empresa, situada en el mismísimo centro de la ciudad de Barcelona. Y tras varias horas de silencioso y estudiado atraco, se llevaron joyas por valor de más de un millón de euros.

Según ha adelantado El Muro de La Sexta, los mossos se hicieron cargo de la investigación y no tardaron en abrigar la convicción de que alguien «de dentro» les había dado «el santo» a los ladrones. Es decir, alguien necesariamente vinculado con la plantilla de empleados, colaboradores o excolaboradores de la prestigiosa empresa les habría servido en bandeja a los ladrones la información concreta y necesaria para llevar a buen puerto el golpe.

Sabían cómo y cuándo

¿Cómo llegar a esta conclusión? Los ladrones horadaron la cámara acorazada por una de sus vertientes menos blindada y, por lo tanto, más fácil de agujerear, a pesar de que, para ello, precisaron varias horas de trabajo con la lanza térmica soportando temperaturas extremas. Alguien les dijo por dónde tenían que moverse y dónde tenían que apuntar.

Según ha podido saber El Muro, los mossos peinaron las cámaras de videovigilancia en los aledaños de la empresa y, sin lugar a dudas, detectaron a entre tres y cuatro hombres, minutos antes del golpe, en actitud manifiestamente delatadora. Vestían sudaderas y calzado deportivo, pero no llevaban el rostro cubierto. Grave error. Los mossos revisaron sus listas de sospechosos, pero la fisionomía de los ladrones no correspondía con la imagen de ningún candidato, archivado en sus bancos de imágenes. Pasaron las imágenes y la información obtenida al Cuerpo Nacional de Policía (CNP) y, en Madrid, en la central, sonó la flauta. Efectivamente, dos de los tipos cuya imagen manejaba la policía autonómica eran viejos conocidos de la UDYCO. Los dos, expertos butroneros.

publicidad

Mossos y CNP de la mano

Se inició entonces una investigación conjunta que ha desembocado esta semana con la detención de los cuatro sospechosos: uno en Pinto, otro en Leganés, Madrid. El tercero en Mollet y el último en Martorell, Barcelona. Todos con antecedentes. Todos españoles y todos fregando los 40 años de edad.

Los investigadores no tienen dudas de que se trata de los autores. A unos de ellos, se le ha encontrado la punta metálica de una lanza térmica y a otro el calzado deportivo que llevaban en el momento de la acción.

Intervenciones telefónicas y seguimientos mañana, tarde y noche que incluyeron la colocación de balizas en los vehículos de los sospechosos, permitieron a la Policía Nacional y a los Mossos d’Esquadra el acopio de indios para instar su detención.

En el momento de elaboración de esta información, los cuatro detenidos están siendo interrogados por las fuerzas policiales. Veremos si se ‘derrotan’ ante la policía y sobre todo si derrotan al santero que les puso aquel millón de euros en joyas en el punto de mira.

Estaremos pendientes.

1 Comentario

  1. Capitulo de la mala vida.

    Nada se ha hablado de los ataques a VOX por parte de la extrema izquierda y los comunistas en Vallekas, donde hubo 30 heridos entre ellos 20 agentes de la policía. Nos preguntamos si en las universidades no se les enseña a los universitarios que, la guerra civil que hubo en España fue por cosas como estás,donde el odio y el intento de exterminio hacia católicos fue brutal.
    ¿Dicho esto señor Carlos, no sería mejor que en el libro que va a escribir con presos y presas hubiera un capítulo de porque franco se unió al alzamiento,más que nada para que sepan de historia y no vuelva la extrema izquierda y el comunismo a engañarles y volver a llevarlos al matadero.
    Le doy unos ejemplos para ello, en uno de los capítulos.
    Por quinqui.
    Por el robo al Banco de España.
    O por qué el gobierno no persiguió a los responsables del asesinato de Calvo Sotelo, negándose a ello no fuera a ser que se descubriera que la escolta de Indalecio Prieto recibió una orden.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here