Una fiesta particular en Bellaterra termina en ‘narcoasalto’

Cinco personas han sido detenidas por asaltar una fiesta en Bellaterra (Cerdanyola, Barcelona), amordazar a los ocho presentes y robarles, a punta de pistola, la droga que tenían en la casa y con la que traficaban a pequeña escala

Una fiesta particular en Bellaterra termina en ‘narcoasalto’
Los Mossos detuvieron a los cinco asaltantes y a una de las víctimas en relación con este 'narcoasalto' / CME

Los Mossos d’Esquadra han detenido a cinco personas por su presunta relación con un ‘narcoasalto’ registrado el pasado 16 de julio en una casa particular de Bellaterra (Cerdanyola, Barcelona). Se cree que los arrestados son los responsables de asaltar una fiesta en casa ajena, amordazar a los presentes y robarles la droga con la que traficaban a pequeña escala. Unos hechos que serían constitutivos de un presunto delito de lesiones, otro de robo con violencia y contra la salud pública.

Pistolas y cuchillos en manos

En este sentido, los hechos sucedieron el pasado 16 de julio, sobre las 13:45 horas. En un chalé de Bellaterra se estaba celebrando un fiesta privada cuando un grupo de cinco personas se colaron encapuchados en el interior de la casa, pistolas y cuchillos en mano. Una vez dentro agredieron y amordazaron a las ocho personas que se encontraban en el interior del inmueble, resultado heridos por cortes, golpes y contusiones de distinta consideración.

En medio del caos, una de las víctimas pudo alertar a los Mossos d’Esquadra, que pocos minutos después se personaron en la casa, pudiendo detener in fraganti a tres de los asaltantes mientras huían del lugar de los hechos. En una mochila llevaban un cuchillo de grandes dimensiones manchado de sangre y una navaja. Posteriormente, durante los registros, a pocos metros de la casa, hallaron la pistola con la que supuestamente los asaltantes amenazaron a los inquilinos del chalé.

publicidad

Cinco detenidos, algunos con antecedentes

Los primeros detenidos fueron tres hombres de entre 21 y 32 años, teniendo uno de ellos hasta 10 antecedentes por delitos contra la salud pública y robos con fuerza. Pocas horas después, una pareja de agentes de paisano observó a dos personas escondidas en una zona boscosa, cercana al inmueble asaltado. Uno de los dos fue detenido, ya que en el registro de sus pertenencias encontraron varias sustancias estupefacientes y el teléfono móvil de una de las víctimas. El otro individuo, a pesar de ser identificado, logró huir del lugar, siendo detenido días más tarde y acusado de robo y atentado contra la autoridad.

El asalto resultó ser un vuelco

La sorpresa de los agentes investigadores llegó cuando, durante el registro protocolario de la casa asaltada, hallaron marihuana, hachís, anfetaminas y otras drogas preparadas para vender a pequeña escala. Las mismas sustancias que fueron localizadas en la mochila de uno de los detenidos.

De este modo, una vez se pudo comprobar que, efectivamente el asalto había resultado ser un “vuelco” – cuando un grupo de narcos asalta a otro rival para robarle la mercancía – los investigadores también detuvieron a una de las víctimas, como presunto autor de un delito contra la salud pública. En el interior de la casa se aprehendieron 605 gramos de marihuana, 358 de hachís, 100 de anfetaminas y otras drogas para vender al detalle.

Los investigadores creen que los asaltantes conocían la actividad ilícita de los miembros de la fiesta y que el asalto fue planificado, expresamente, para robarles la mercancía.

Con todo, cuatro de los cinco asaltantes ingresaron en prisión después de declarar ante el juzgado de instrucción en funciones de guardia de Cerdanyola del Vallès (Barcelona).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here