Un petardazo causó el caos en Las Ramblas

Una explosión en un hotel de Las Ramblas causó el caos este lunes en la ciudad de Barcelona. Hasta que se determinó el origen del incidente, la Brigada Móvil de los Mossos acordonó la zona por si se trataba de una amenaza terrorista

Detenida a una de las investigadas con al menos 4 causas pendientes
La banda criminal actuaba en Catalunya y Comunidad Valencia / CME

Coincidiendo con el aniversario de los atentados de Barcelona y Cambrils del 17-A, la capital catalana vivió este lunes un incidente que sembró el caos durante unas horas en el corazón de su antiguo boulevard. Una fuerte explosión en el Hotel Petit Palace, en la calle Boquería, perpendicular a la avenida de Las Ramblas, movilizó a la Brigada Móvil de los Mossos d’Esquadra que acordonaron la zona hasta que se pudieron esclarecer los hechos. Al final, todo fue un susto, fruto del lanzamiento de varios artefactos de pirotecnia disparados en las inmediaciones del hotel.

Hasta que se pudo determinar el origen de la explosión, se personaron en el lugar de los hechos los Bomberos, el SEM, la Guardia Urbana y de los Mossos: la ARRO, los TEDAX y la Brigada Móvil. A pesar de todo el despliegue, fuentes autorizadas ya aseguraron desde primera hora que el estallido no había causado ni heridos graves, ni daños estructurales. Sin embargo, los agentes de la BRIMO no dudaron en desalojar buena parte de los alojados en el Petit Palace, mientras que mandaban un mensaje de calma.

Protocolo por atentado terrorista: activado

Lo que está claro es que el estruendo activó el protocolo por atentado terrorista. Por ello, los locales de la misma calle del hotel, automáticamente tuvieron que bajar las persianas y los trabajadores fueron obligados a permanecer dentro de las tiendas por precaución hasta nuevo aviso.

Al rato, el teniente de alcalde de Seguridad de Barcelona, Albert Batlle, declaró que la detonación se había debido a los fuegos artificiales de la fiesta mayor de Sant Roc, que se celebran en las inmediaciones. Según explicó a los periodistas en el lugar de los hechos, “se dieron un conjunto de casualidades que se juntaron y generaron una situación de alarma”, ya que en ese mismo momento un hombre ha salido corriendo del hotel con las manos ensangrentadas, porque al parecer se le había roto la mampara de la ducha.

publicidad

Dos horas y media después de la presunta explosión, los comercios cercanos al establecimiento hotelero han podido volver a reabrir sus puertas.

Un día antes del aniversario del 17-A

El incidente ha creado bastante incertidumbre, en especial, porque se ha producido un día antes del cuarto aniversario de los atentados del 17-A. Con todo, la investigación permanecerá abierta, pero ya se ha descartado el móvil terrorista.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here