Un nuevo caso de violencia machista tras el incendio de una vivienda en Barcelona

Los Mossos d’Esquadra detienen a un hombre por incendiar el local donde vivía una pareja con su hijo. Horas después del siniestro, el autor amenazó a la inquilina a quien, además, había agredido sexualmente en el pasado

Un nuevo caso de violencia machista tras el incendio de una vivienda en Barcelona
Los hechos sucedieron cerca de la salida del metro de Maragall, en la Ronda del Guinardó / Google Maps

Agentes de los Mossos d’Esquadra han detenido este domingo, en el distrito barcelonés de Horta – Guinardó, a un hombre por su presunta relación con el incendio de un local, en el que vivía una pareja con su hijo. Los hecho sucedieron el sábado 1 de enero por la mañana. Por suerte, los inquilinos no estaban en el interior. El local quedó totalmente calcinado, pero los edificios e inmuebles colindantes, afectados por las llamas, no sufrieron daños estructurales y ningún vecino requirió asistencia médica.  

Bomberos de Barcelona, Mossos y Guardia Urbana procedieron al desalojo de las viviendas más cercanas y acordonaron la zona hasta recuperar el control del incendio. A las pocas horas los inquilinos de las viviendas desalojadas pudieron volver a sus casas y la policía catalana inició una investigación para descubrir el origen del fuego que, desde un primer momento, quedó constatado que había sido provocado.

Vieron dos hombres vertiendo líquido inflamable contra el local

Los primeros en hablar fueron varios testigos presenciales y los propios inquilinos del local incendiado, que vieron como su casa se reducía a cenizas. De este modo, una vez se extinguió el fuego y se aseguró la zona, varios vecinos aseguraron haber visto a dos hombres vaciando una garrafa llena de algún tipo de líquido inflamable contra el local. Efectivamente, pudieron determinar los agentes tras las primeras diligencias, al cabo de unos segundos de su aparición el local empezó a prender y los dos individuos huyeron del lugar.

publicidad

Los Mossos ya han detenido a uno de los presuntos autores de este incendio, el otro está plenamente identificado por los agentes y sigue en búsqueda y captura. Un incidente horas más tarde y el registro de las cámaras de seguridad más cercanas lo delataron ante los investigadores.

La violencia de género no tiene límites

Y es que este hecho, que, aparentemente, parece un caso aislado de delito de incendio, en realidad es una nueva consecuencia de la desenfrenada violencia machista. Paralelamente a lo sucedido por la mañana del sábado, los agentes tuvieron conocimiento de que un hombre había resultado detenido este domingo día 2 por amenazar de muerte con un cuchillo a la mujer que vivía en el local incendiado. Los investigadores, sorprendidos por los hechos, cotejaron las imágenes de videovigilancia cercanas al local tras el incendio y comprobaron que se trataba de la misma persona, quedando detenido por un delito de amenazas y otro de incendio.

Pero para más inri, este sujeto ya había sido detenido en el pasado por agredir sexualmente a la mujer que vivía en el local incendiado y por lo que tenia una orden de alejamiento vigente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here