“Tengo miedo porque le he visto asesinar”

El empresario y excolaborador policial, Manuel Gutiérrez Carbajo, explica al juez que el narcotraficante, Juan Momplet, que le ha amenazado de muerte, es un asesino despiadado.

“Tengo miedo porque le he visto asesinar”
Manuel Gutiérrez Carbajo explica al juez que el narcotraficante, Juan Momplet, le ha amenazado de muerte

“La víctima (G. Carbajo) relata el miedo que la situación le provoca e insiste en que le ha visto cometer homicidios y que estuvo presente en la comisión de los mismos, por lo que sabe de qué es capaz el investigado”. La situación a la que hace referencia el juez en el auto, en el que ordena a Momplet a un alejamiento de 1.000 metros de Gutiérrez Carbajo, es la amenaza de muerte que el primero profirió al segundo el pasado día 15 mientras Gutiérrez Carbajo, imputado en el «Caso Macedonia», esperaba para entrar a en la sala de vistas de la Audiencia Provincial. Gutiérrez Carbajo denunció y la justicia ha actuado.

Pero… ¿por qué Momplet amenazó a Carbajo? Pues porque sabía que Manuel Gutiérrez Carbajo aportó desinteresadamente información a la policía sobre un cargamento de cocaína de más de 5.000 kilos que Juan Momplet y su banda estaban introduciendo en España. Cayeron todos y fueron condenados a prisión durante años.

¿Cómo sabe o supo Momplet que Carbajo ayudó a la policía? Momplet y medio país sabe que Gutiérrez Carbajo fue colaborador de la fuerzas de seguridad porque que el juzgado del “Caso Macedonia” no ha hecho nada por impedir que esa condición se supiera. Carbajo está imputado en esa causa.

publicidad

Además, porque según la documentación que obra en poder de este medio, el que fuera en 2005 inspector jefe de drogas de la policía en Barcelona, Julio Fernández, gran amigo de Gutiérrez Carbajo, le identifica sin reparo alguno con nombre y apellidos en los atestados policiales como la persona que les ha dado el chivatazo de aquella partida de drogas que le llevó a la ruina.

¿Cómo supo Momplet donde encontrar a Gutiérrez Carbajo y así poder desahogar su ira contra él? Pues porque el “Caso Macedonia” ha sido un extraordinario colador de información judicial que se perdía por sus agujeritos para uso y consumo de quien tuviera necesidad o curiosidad. Mamplet sabía que allí en la audiencia, aquel día y a aquella hora, se las podría ver con Carbajo.

Así pues, la moraleja que se desprende de lo anteriormente explicado es que un colaborador de la policía ha de andarse con mucho cuidado porque el sistema al que ha alimentado, con decisiva información y por el que se ha jugado la cara, llegado el momento te puede dejar con el culo al aire.

Cualquiera se va ahora con el cuento a la pasma…

1 Comentario

  1. Lo que tendrías que explicar es que beneficios tenía este, por ser confidente y si se repartían dividendos por el puerto de Barcelona, entre toda esta chusma.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here