Se quema la imagen de un rey absolutamente blindado por la policía

La Asamblea Nacional Catalana quema una fotografía del rey Felipe VI, aprovechando la visita del monarca a Barcelona, en el contexto de una jornada marcada por el absoluto blindaje policial

Se quema la imagen de un rey absolutamente blindado por la policía
Protestas independentistas por la visita del rey a Barcelona | ElPeriódico

La visita del rey Felipe VI a Barcelona siempre es motivo de un gran despliegue policial. Sin embargo, para esta ocasión, el absoluto blindaje coordinado por los Mossos d’Esquadra, la Policía Nacional y la Guardia Urbana ha evitado que los manifestantes, convocados por la ANC, Òmnium y los partidos independentistas, por un lado, y los CDR, por otro, se acercaran hasta la Estación de Francia, donde el monarca debía entregar unos premios económicos.

Los manifestantes convocados por las entidades y los partidos soberanistas han creado una cadena humana desde Pla de Palau hasta el monumento a Colón. Esta acción, ha finalizado con la quema de una imagen (de dimensiones considerables) del rey con la toga de juez.

Por otro lado, los Comités de Defensa de la República se han conjurado en Arc de Triomf después de que los Mossos d’Esquadra hayan blindado su punto de encuentro inicial y se han manifestado hasta llegar también a Pla de Palau. Algunos manifestantes han lanzado pintura contra el cordón policial. Una vez se ha levantado el dispositivo policial y no quedaba nadie en el interior de la estación, algunos han accedido al vestíbulo del histórico edificio y los Mossos les han echado sin mayores incidentes.

Aunque lo han hecho desde la lejanía, los cerca de 1.500 manifestantes han recibido al monarca entre abucheos y proclamas como “Catalunya no tiene rey” o “Juan Carlos primero, Felipe el último”. Los cánticos, sin embargo, también se han cebado contra los agentes de los cuerpos policiales que blindaban la zona, en especial, contra los Mossos.

Las entidades se quejan del blindaje

Tanto la presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, como el vicepresidente de Òmnium, Marcel Mauri, han cargado contra el dispositivo policial por «limitar el derecho a manifestación».

El vicepresidente de Òmnium ha asegurado que «el Rey y Sánchez solo pueden venir bunquerizando la ciudad. Solo pueden venir a Catalunya si nos bunquerizan si aíslan sus espacios para que se puedan pasear, pero esta no es la realidad, es un país que no acepta que el Borbón se pueda pasear por nuestro país. Desde octubre del 2017 ya demostró que tomó partido contra el independentismo y los derechos nacionales y civiles, cada vez que vengan les haremos la misma recibida para que sepan que no son bienvenidos. Lo único que debería hacer al venir es pedir perdón como responsable de la violencia del ‘a por ellos’ en connivencia con Sánchez».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here