Los ladrones de pisos se atrincheran en el Valle Hebrón

Decenas de ciudadanos georgianos, la mayoría con numerosos antecedentes por robos con fuerza, se cobijan en un instituto abandonado que utilizan como base operativa ante la mirada de la policía

Los ladrones de pisos se atrincheran en el Valle Hebrón
La escuela Menendez Pidal de Barcelona ocupada

La Vanguardia publicaba hace pocos días una información según la cual en Catalunya 2.300 personas cada mes denuncian un robo en sus domicilios. Son cifras de 2018 que suponen más de un 5% de incremento respecto al año 2017.

Según fuentes de los Mossos d´Esquadra y de la UDYCO del Cuerpo Nacional de Policía, consultadas por eltaquigrafo.com, el 70 por ciento de estos robos son obra de “baterías” de ladrones georgianos que desde hace meses se han instalado en Catalunya.

Las investigaciones conjuntas entre ambos cuerpos policiales han confluido en un punto: un instituto abandonado situado en la calle Sinaí de Barcelona, justo detrás del macro Hospital del Valle Hebrón. El antiguo plató de la serie Merlí acoge ahora a una auténtica mafia georgiana, a la espera de ser desalojada.

publicidad

Muchos y con antecedentes

En ese lugar, decenas de ciudadanos georgianos, cargados de antecedentes penales, viven en habitaciones con colchones usados y muebles de tercera mano repartidos por las aulas de dicho centro escolar.

“Allí se cobijan tras sus asaltos. Allí se reparten el botín que obtienen y allí es donde consumen la heroína que bajan a comprar a sus camellos de La Mina. Esa es la realidad”, ha dicho en declaraciones a este medio, un agente del Cuerpo Nacional de Policía experto en la lucha contra este tipo de organizaciones.

Paralelamente, sus vecinos en el que fue el centro Menéndez Pidal, también okupas, pero de un calibre más social, aseguran que los ataques y amenazas por parte de los delincuentes son continuos. Incluso tuvieron que construir un muro para separar ambas alas del edificio.

Impotencia policial

La policía peina constantemente la zona alrededor de la calle Sinaí en el barrio de Sant Genís del Agudells. En lo que llevamos de año se han sucedido las intervenciones e identificaciones de sospechosos. Pero a pesar de ello, la actividad criminal en el instituto y sus alrededores continua.

Sobre el inmueble hay una orden desalojo que tenía que haberse hecho efectiva el pasado día 18. Pero esta diligencia se ha pospuesto a causa de los recursos que el grupo de okupas, que viven en unas dependencias anexas al instituto, ha presentado en el juzgado.

Paralelamente…

Esta información coincide en el tiempo con los asaltos en las residencias de populares jugadores del FCB en la zona alta de Barcelona (zona de acción de esta organización criminal).

Las viviendas de Jordi Alba, Philippe Coutinho y Boateng han sido asaltadas en los últimos meses. De hecho, Boateng actualmente reside en la casa donde vivía anteriormente Alba cuando entraron en su residencia.

No se sabe si estos georgianos han tenido algo que ver con los hechos mencionados, pero coinciden en la línea del tiempo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here