Las denuncias por violencia machista alcanzan las cifras anteriores al COVID-19

Las cifras demuestran que la pandemia no ha reducido la violencia de género, sino que la ha silenciado. Esta lacra ha permanecido oculta como consecuencia del confinamiento y de las dificultades añadidas a las que las víctimas han tenido que enfrentarse a la hora de pedir ayuda.

Las denuncias por violencia machista alcanzan las cifras anteriores al COVID-19
En este segundo trimestre de 2021, los juzgados de violencia de género recibieron un total de 40.721 denuncias | Archivo

Los datos son, cuanto menos, desesperanzadores. Los dos principales indicadores de la violencia machista, el número de víctimas y el de denuncias, se han disparado en este segundo trimestre con respecto a las cifras registradas durante el mismo periodo de 2020. Solo entre abril y junio de este año las denuncias por violencia de género han aumentado un 17,8% y el número de víctimas un 20,4% respecto a las mismas fechas del pasado año. Bien es cierto que el 2020 se considera excepcional por motivos obvios, pero la realidad es que las cifras que maneja el Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género del Consejo General del Poder Judicial y que han hecho públicas este viernes, se asemejan mucho a las registradas antes de la pandemia del COVID-19. 

El informe elaborado por el CGPJ revela que, solo en este segundo trimestre de 2021, los juzgados de violencia de género recibieron un total de 40.721 denuncias, lo que supone un 17,8% más que en el mismo trimestre de 2020, en el que se sumaron 34.580 denuncias. Aunque los órganos judiciales dedicados a este tipo de violencia específica contra la mujer continuaron funcionando durante el estado de alarma, su actividad se vio mermada durante los meses más duros de la pandemia. Por eso, la mayor diferencia con respecto al año pasado radica en el número de sentencias emitidas, que este año se ha triplicado. 

40.168 víctimas en tres meses

En el segundo trimestre de este 2021 el total de víctimas de violencia de género fueron 40.168 mujeres, un 20,4% más que en el mismo trimestre de 2020, en el que se registraron 33.342. De ellas el 67% eran españolas mientras que el 33% tenían otras nacionalidades.

Ángeles Carmona, presidenta del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género, denuncia que estas cifras demuestran que la pandemia no ha reducido la violencia de género sino que la ha silenciado. Esta lacra ha permanecido oculta como consecuencia del confinamiento y de los obstáculos añadidos a los que las víctimas han tenido que enfrentarse a la hora de pedir ayuda y denunciar estos hechos ante un juzgado o en comisaría. 

publicidad

La dificultad de las víctimas para escapar al control de los maltratadores y, además, a las restricciones sanitarias, se hace evidente al observar que el mayor repunte de denuncias en 2021 se produjo entre abril y junio, que coincide con el periodo de relajación de las restricciones para frenar la COVID-19 y con el levantamiento del estado de alarma. 

Por eso, desde el Observatorio han lanzado un llamamiento a la administración pública y solicitan que no se baje la guardia. Asimismo, han querido remarcar la importancia de seguir trabajando con el objetivo final de erradicar esta problemática que afecta cada año a decenas de miles de mujeres en nuestra sociedad. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here