Fiscalía mantiene los 55 años de prisión para la ‘2a manada de Manresa’

Tras exponer sus respectivos relatos, negando los hechos y acusándose mutuamente los unos a los otros, el Ministerio Fiscal ha mantenido, en su escrito de conclusiones, la condena de 55 años de prisión para cada uno de los acusados.

Fiscalía mantiene los 55 años de prisión para los acusados de la ‘2a manada de Manresa’
La sala de la Audiencia de Barcelona en la que ha tenido lugar el juicio. / EUROPA PRESS

El juicio contra la ‘segunda manada de Manresa’ ha quedado visto para sentencia. Este lunes se ha celebrado en la Audiencia de Barcelona la última sesión de este procedimiento judicial con la declaración de los cuatro jóvenes acusados de violar a una menor de 17 años el 13 de julio de 2019. Tras exponer sus respectivos relatos, negando los hechos y acusándose mutuamente los unos a los otros, el Ministerio Fiscal ha mantenido, en su escrito de conclusiones, la condena de 55 años de prisión para cada uno de los acusados. Tres de ellos por la presunta violación y, el cuarto, por intentarlo y realizarle varios tocamientos a la víctima.

Fueron relaciones consentidas

Solamente uno de los cuatro acusado ha admitido que se acostó con la víctima. Sin embargo, ha insistido en que fue una relación consentida e, incluso, que la joven, que entonces tenía 17 años, le llegó a proponer «una relación de amor».  «Ella quería, yo también quería, ya está», ha subrayado el procesado a través de una intérprete, quien ha explicado que ambos iban «borrachos» porque habían estado de fiesta antes de ir a la casa okupa donde sucedieron los hechos.

 Los otros tres han negado haber mantenido relaciones con la víctima y sólo comparten que tanto ellos como la víctima iban borrachos. Uno de ellos ha apuntado que tan sólo acompañó a la joven a una habitación porque quería dormir.

Los hechos

Los hechos se remontan al 13 de julio de 2019, cuando la víctima acudió a casa de los acusados, a quienes acababa de conocer, para cenar y «hacer tiempo» hasta acudir a una fiesta. Aprovecharon la ocasión para violarla por turnos tras haberle ofrecido previamente bebidas alcohólicas y hachís. La joven, que fue la primera en declarar, aseguró en sede judicial que su vida había sido una “puta basura” desde el día de la violación.

publicidad

La víctima, por su lado, relató que incluso llegó a forcejear con los acusados para “quitárselos de encima”. La abogada de uno de los acusados le preguntó entonces si “ella había intentado cerrar las piernas”. La misma letrada le preguntó por sus fotos subidas a las redes sociales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here