En libertad la acusada de incendiar el furgón de la GUB

La joven italiana que cumplía prisión preventiva desde hace tres semanas como presunta autora material de la quema de un furgón policial ha sido puesta en libertad después de un error en su identificación.

En libertad la acusada de incendiar el furgón de la GUB
Estado en el que quedó el vehículo de la GUB después de la extinción del fuego | El Taquígrafo

La jueza que instruye el caso del ataque a un furgón de la Guardia Urbana de Barcelona durante las manifestaciones en repulsa por el encarcelamiento de Hasél ha dejado en libertad provisional a la manifestante, de nacionalidad italiana, detenida como presunta autora material de la quema del vehículo ante las dudas surgidas sobre su identificación. 

La joven ha sido puesta en libertad después de 20 días en prisión preventiva por unos hechos que parece no haber cometido. Sin embargo, la jueza, que la mantiene como imputada, le ha retirado el pasaporte y ha ordenado que comparezca cada quince días en los juzgados. Esta decisión ha sido tomada después de que los estudios antropométricos solicitados por la defensa descartaran que el perfil de la joven detenida coincida con la mujer que arrojó el líquido inflamable sobre una bengala y que provocó la quema parcial de la lechera. Tras esta decisión judicial, los otros siete encarcelados han solicitado también su libertad provisional.

Las imágenes desmontan el testimonio de los Mossos

Las imágenes grabadas durante las protestas por Hasél, tanto las tomadas en el momento del ataque al furgón como durante la detención de la italiana, evidencian que ni la indumentaria de la arrestada, ni su estatura, ni su fisionomía coinciden con la de la persona descrita en el atestado como presunta autora de este homicidio en grado de tentativa contra un agente de la autoridad. 

El auto, al que ha tenido acceso eldiario.es, recoge que, a pesar de que la ropa de la detenida no encajaba con la de la persona que arrojó el combustible, los Mossos llegaron a incluir elementos acusatorios en las diligencias y a afirmar que las prendas que vestía la joven “emanaban olor a gasolina”. Además, añadieron que llevaba “mecheros” iguales a los de otros detenidos. Sin embargo, la defensa explica en su escrito que los encendedores intervenidos por la policía autonómica son los que se regalan con Horizon, un tabaco de liar «muy barato». 

publicidad

Ahora, el otro investigado por haber prendido fuego al furgón ha alegado ante la Audiencia de Barcelona que su identificación también fue errónea. Lo sucedido en las últimas horas pone en peligro el hecho delictivo más grave de los disturbios por Hasél, una tentativa de homicidio, que amenaza con quedarse sin autor. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here