El Tribunal Supremo tumba el régimen de semilibertad a Carme Forcadell

El Alto Tribunal asume la competencia sobre la revisión de la concesión del artículo 100.2 a los presos del 'procés' y avisa de que su sentencia no puede ser «reinterpretada».

El Tribunal Supremo tumba el régimen de semilibertad a Carme Forcadell
Desde hace unos días, Forcadell disfruta del tercer grado penitenciario | JUDESBA

El Tribunal Supremo (TS) ha revocado los beneficios penitenciarios a la expresidenta del Parlament de Catalunya, Carme Forcadell, derivados de la aplicación del artículo 100.2 del reglamento «por falta de justificación y desconexión con la reinserción». De este modo, ha tumbado el régimen de semilibertad propuesto en febrero por la Junta de Tratamiento de la prisión de Mas d’Enric (Tarragona) y aprobado, posteriormente, por el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria, número 3, de Lleida. El TS advierte, además, que su sentencia no puede ser «reinterpretada» o se incurriría en un «fraude de ley».

El auto de la Sala II del Alto Tribunal, que se encargó de juzgar a los líderes independentistas, apunta que no hay «ninguna relación» entre las actividades que justifican la aplicación de dicho artículo, un voluntariado y el programa de acompañamiento de su madre, «con la tipología delictiva» por la que la expresidenta del Parlament y de la Assemblea Nacional Catalana fue condenada. «No se alcanza a ver qué efecto en el tratamiento penitenciario encaminado a su reinserción puede tener su contenido», concluyen los magistrados. Así, apuntan que es «injustificable» ese régimen de semilibertad de facto del que disfrutaría antes de haber cumplido ni una cuarta parte de la condena.

Sin efectos prácticos

Sin embargo, esta resolución no tiene efectos prácticos para Forcadell, ya que, recientemente, le fue concedido el tercer grado. Pero, de todos modos, el auto ha servido para zanjar con la controversia acerca del órgano competente para conocer de los recursos de apelación contra las decisiones de la administración penitenciaria que impliquen la aplicación del régimen previsto en el artículo 100.2 del Régimen Penitenciario.

A partir de ahora, todos los permisos que otorgaban las prisiones para hacer voluntariado tendrán que ser avalados por la Sala que preside Manuel Marchena y no por las Audiencias Provinciales que, hasta ahora, los habían avalado, como en el caso de Forcadell.

1 Comentario

  1. Esperemos que haya encontrado la solución en cuatro paredes y encuentre la felicidad para ella y Cataluña.
    Carmen de Mairena y forcadell son la Cataluña prospera, con el beneplácito de la Madre superiora.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here