Detenida una mujer por utilizar a su hijo menor para grabar pornografía infantil

La Policía Nacional también ha identificado a otros 30 menores que aparecían en videos y fotografías de contenido sexual

La Policía Nacional ha detenido en Porreres (Mallorca) a una mujer acusada de producir y distribuir pornografía infantil utilizando a su propio hijo mejor para las grabaciones. Los investigadores han identificado también otros 30 menores que aparecían en imágenes pornográficas que eran distribuidas a través de redes de pederastas. Además de la mujer, se ha detenido a otras dos personas acusadas de acosar sexualmente a niños y adolescentes.

Investigación internacional abierta desde 2020

La investigación se inició rastreando varias redes de internet y en diferentes países de manera simultánea en el año 2020, para localizar material pedófilo, con el objetivo principal de ubicar a menores en situación de riesgo.

Fruto de esta investigación, descubrieron que el mismo niño aparecía varias veces en las imágenes. Las pesquisas, que tuvieron que hacerse con fuentes abiertas ya que no se disponía de ninguna dirección de IP,  condujeron a la localidad de Porreres (Mallorca), donde se localizó el domicilio de la detenida y su hijo, tal y como adelanta el “Diari de Mallorca”.

publicidad

Multitud de videos en el teléfono móvil de la madre

En el registro del domicilio de la detenida, la Policía Nacional incautó el teléfono móvil de la madre del menor que aparecía en las imágenes. En el dispositivo se encontraron gran número de vídeos y fotografías del niño desnudo de contenido sexual. Ahora se le imputa un delito de corrupción de menores y otro de pornografía infantil.

Otros treinta menores y dos acosadores

En la misma investigación se han identificado a otros 30 menores que aparecían en imágenes de contenido pornográfico, de los cuales, 12 de ellos se grababan a sí mismos y enviaban las imágenes a adultos que les estarían amenazando. Es el caso de un hombre detenido en Marbella acusado de acosar sexualmente a una niña de 10 años y a una adolescente de 17 años, a las que obligaba a enviarle imágenes de sí mismas de contenido sexual.

La Policía aconseja que en caso de recibir imágenes de contenido pedófilo sean puestas de inmediato en conocimiento de las autoridades y no se reenvíen.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here