Controlaba, desde su casa, las cámaras de los ordenadores que vendía

El vendedor había instalado un software para gestionar remotamente las cámaras web, que se iniciaba de forma automática y oculta al poner el sistema en marcha.

Controlaba, desde su casa, las cámaras de los ordenadores que vendía
Los Mossos han analizado todo el material encontrado en casa del hombre | MOSSOS

Los Mossos d’Esquadra de la División de Investigación Criminal (DIC) detuvieron, el 2 de julio, en Vallbona d’Anoia (Barcelona) a un hombre de 45 años y nacionalidad española como presunto autor de los delitos de descubrimiento y revelación de secretos.

La investigación se inició el 20 de enero de 2020, cuando una mujer denunció ante la Policía catalana que alguien podría estar controlando la cámara de su portátil.

Meses antes, en septiembre de 2019, compró dos portátiles a un hombre, que se dedicaba a vender ordenadores reparados que recogía de los puntos limpios. Uno se lo quedó ella y el otro se lo dio a una amiga suya.

Poco después de comprarlos, la mujer localizó fotos y vídeos de ella y del vendedor, en el disco duro, que habían sido realizadas con la cámara del portátil sin su conocimiento.

Lo llevo a analizar

Ante estos hechos la misma víctima llevó el aparato a una tienda de informática, donde le confirmaron que tenía instalado un programa oculto que grababa vídeos y hacía fotografías con la cámara del dispositivo.

Rápidamente se puso en contacto con la amiga que tenía el otro portátil para informarla y comprobaron que también tenía instalado este programa en el ordenador y que había fotografías suyas que ella no había realizado.

Agentes de la DIC realizaron un análisis de los dos portátiles y constataron que en ambos ordenadores se había instalado un software para gestionar remotamente las cámaras web, que se iniciaba de forma automática y oculta al poner el sistema en marcha. También comprobaron que en el disco duro de uno de los portátiles había imágenes y vídeo de la denunciante, su pareja y del mismo vendedor, todas hechas con la cámara del dispositivo.

Era el vendedor

Los policías también encontraron indicios de que el vendedor de los portátiles era la persona que estaría controlando remotamente sus cámaras.

Ante estos hechos, el día 2 de julio, se realizó una entrada y registro en el domicilio del vendedor, donde los agentes intervinieron gran cantidad de teléfonos y material informático. Del análisis de parte del material intervenido los agentes determinaron que el hombre estaría controlando desde su domicilio las cámaras de diferentes dispositivos que habría vendido a terceros. La investigación continúa abierta y no se descarta que del análisis del resto del material intervenido puedan aparecer nuevas víctimas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here