Cataluña protagoniza episodios semanales contra el tráfico y el cultivo de drogas

La Unidad de Investigación Criminal y una patrulla de la brigada canina de los Mossos d’Esquadra protagonizaron este miércoles una nueva operación contra el tráfico y el cultivo de drogas. Esta vez, la acción se situó en la provincia de Girona tras recientes registros en Tarragona, Valls y Lleida

Cataluña protagoniza episodios semanales contra el tráfico y el cultivo de drogas
Barrio de la Mariola en Lleida

Si a principios de este mes las investigaciones de los Mossos d’Esquadra se centraron en desmantelar redes de cultivo y tráfico de drogas en la provincia de Tarragona, ahora es el turno de Girona.

Mediante un tweet a primera hora de la mañana de este miércoles (canal habitual de la policía catalana para informar de los dispositivos en marcha), se anunciaba la activación de una operación antidroga en varias ciudades de la provincia de Girona.

Banyoles, Cornellà de Terri, Girona capital y Roses se levantaron a primerísima hora con furgones de los Mossos ya aparcados en sus calles. Las operaciones contra el cultivo y el tráfico de marihuana, así como el tráfico de cocaína, son un no parar (últimamente) en Cataluña, pues repasando los comunicados de la policía autonómica no hay semana sin una acción de este calibre.

Estas informaciones, tan frecuentes, refuerzan los datos e investigaciones que confirman que el consumo de droga ha aumentado en la comunidad catalana.

Los Mossos tildaron esta operación “contra el pequeño narcotráfico”, entendiendo que, a priori, todo parecía indicar que se trataba de un cultivo a pequeña escala y un tráfico de ámbito local.

Banyoles epicentro de la operación

Está claro que no solamente las grandes ciudades son cuna del narcotráfico. Esta actividad está tan desplegada que ningún lugar sorprende. En esta ocasión el epicentro de la red se encontraba en el barrio de la Farga de Banyoles, una zona de edificios desfavorecidos, con vecinos con poco poder adquisitivo de los cuales más de la mitad son de procedencia gambiana y marroquí.

A lo largo de la mañana se efectuaron unos 13 registros en diferentes locales y viviendas de las localidades afectadas. Al final de la operación, como publicaron los Mossos a través de Twitter, se detuvo a una decena de personas, la mayoría en la Farga de Banyoles y de origen marroquí, se desmanteló una plantación de marihuana y se intervino dinero y diferentes tipos de drogas.

En el operativo han participado agentes de la Unidad de Investigación Criminal y de la brigada canina de los Mossos, así como la ARRO.

Operaciones de norte a sur de Cataluña

Paralelamente, esta semana también se llevó a cabo un operativo antidroga en la ciudad de Lleida. Siete personas fueron arrestadas en el barrio de la Mariola, 6 por el tráfico de droga y una por atentado contra la autoridad.

Los Mossos desmantelaron una plantación de marihuana con 1.800 plantas. Los técnicos de Endesa que participaron en el registro confirmaron que los detenidos habían pinchado la luz del local para mantener el cultivo de la marihuana.

Los 7 detenidos en esta operación pasarán a disposición judicial el jueves de esta semana.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here